15 agosto 2007

A+ BA

Un hombre acostado en el banco de una plaza.

Dos chicos sólos jugando a la pelota.
Al hombre acostado le roban las botas.

Un hombre acostado en el banco de una plaza.

Dos adolescentes se besan en frente.
El hombre acostado permanece inerte.

Un hombre acostado en el banco de una plaza.

Un sacerdote le dona su bendición.
Un ejecutivo se cruza de cordón.

Un hombre acostado en el banco de una plaza.

Una madre reta al hijo que se asoma.
Dos viejas finas se espantan con su aroma.

Un hombre acostado en el banco de una plaza.

Un político le promete salvarlo,
mientras otro nos promete eliminarlo.

Un hombre acostado en el banco de una plaza.

Un agente lo ignora,
pero un perro lo llora.

Un hombre ha muerto en el banco de una plaza.

8 comentarios:

Alma dijo...

ooo qué bien Diego!! hacía mucho que no lo leía... Muchos saludos.

el negro niro dijo...

gordo apocalíptico


bien ahí

Anónimo dijo...

dieguito!!
como extrañaba tu pelotudes galopante jeje
y ahora jugas al poeta, que bien , que bueno, lo q sea con tal de no laburar, no???
lo unico que te falta es ir con el negro niro a escuchar lo que la GENTE (no creas ni por asomo que entras en esa categoria)seria habla en los cafeces ejejejejeje

Diego dijo...

Agradezco sus saludos amiga Alma.
Negro, cómo era la frase? Era "Ni apocalípticos ni integrados: Peronistas"???

Anónimo dijo...

Ni apocalípticos ni integrados... Peronistas Racinguistas.

Alma... que buen blog.

Forro... seguis igual de forro.

Anónimo dijo...

realista por sobre todo.

(cosa que no es mala)

Anónimo dijo...

Diego, me saco el sombrero. Aunque Paenza me cobre derechos de autor.

Marcelo

codigo da vinci dijo...

estando en una plaza, hacia falta dejarlo arriba de un banco, con toda la tierra que hay para taparlo..
Diego no jodassss, no me digas que nadie tenia una pala
que mal estamos nene